El Super Bowl, es la final del fútbol americano en Estados Unidos, uno de los eventos más vistos de este país, ayer en este se presentaron dos artistas colombianos que nos pusieron a vibrar con su presentación y nos llenaron de orgullo, Shakira y J Balvin dejaron el nombre de Colombia muy en alto y brillaron por su talento. Hoy la invitación es que nosotros también brillemos, pero en Jesucristo, seamos instrumentos de Dios para que brille su Palabra, su mensaje, para que evangelicemos. 

La Palabra que Dios nos regala para reflexionar hoy es Mateo 5, 13-16 

Ustedes son la sal de este mundo, pero si la sal deja de estar salada ¿cómo podrá recobrar su sabor? Ya no sirve para nada, así que se le tira a la calle y la gente la pisotea. Ustedes son la luz de este mundo. Una ciudad en lo alto de un cerro no puede esconderse, ni se enciende una lámpara para ponerla bajo un cajón, antes bien, se la pone en lo alto, para que alumbre a todos los que están en la casa. Del mismo modo, procuren ustedes que su luz brille delante de la gente, para que viendo el bien que ustedes hacen todos alaben a su Padre que está en el cielo.   

Hoy se nos invita a tomar bando, sobre que tipo de cristiano queremos ser, la forma que queremos transmitir a Jesús: 

Empezamos con los que quieren brillar en Jesucristo: se caracterizan por su fe, por transmitir a través de sus dones y carismas el mensaje de amor. Preocupados por la evangelización, buscan siempre prepararse, estudian, planean y fijan metas. Tienen muy en claro que para que Dios se luzca a través del ser humano, se necesita amor, esperanza, justicia, bondad, alegría, servicio, etc.  

Necesitamos subir el nivel a la evangelización, y buscar siempre brillar pero en Jesucristo, dejando atrás el ego y nuestra vanidad, para que nuestra vida pueda brillar realmente lo importante. 

Por otro lado está el cristiano opaco:  Le falta resplandor, muchas veces se deja llevar por el odio, el rencor y lo que transmite provoca una consecuencia: alejar, no acerca al prójimo a Dios sino que por el contrario lo envía por otros caminos. 

Tú decides en cuál te quieres quedar, tú escoges cómo brillar 

Hoy Dios te da la opción de ser esa luz que disipa tinieblas, siendo su instrumento de evangelización, sirviendo a los demás, como lo decía el siervo de Dios, el Padre Rafael García Herreros “Que nadie se quede sin servir” 

A Jesús hay que ponerlo en lo alto, para que ilumine y brillar en nuestra familia en nuestra sociedad y en el mundo entero, si es así la gente misma al ver las obras de Cristo en nuestra vida lo alabará espontáneamente.