Colombia está pasando por un momento de presión en donde la suma de las actuales circunstancias sociales, económicas y de salud están causando agotamiento en los ciudadanos. En la motivación de hoy, el padre Javier Riveros, director de la Emisora Minuto de Dios Bogotá y Medellín, basado en Proverbios 16,07 nos hace un llamando a que, como país reflexionemos sobre nuestros caminos.

¿Son nuestros caminos agradables a Dios? @elpadrejavi nos invita a examinarnos, a revisar si con nuestras palabras y acciones estamos honrando a Dios. ¿Somos obedientes a los mandatos de Dios? Antes de actuar, ¿nos preguntamos si nuestro actuar agradará a Dios? El padre Javier nos enseña a la luz de la Palabra del Señor que el resultado de conducirnos agrando a Dios trae a nuestra vida, paz. Dios trae paz incluso para con nuestros enemigos; “cuando un hombre camina los caminos agradables de Dios, vence sus enemigos” afirma el sacerdote eudista.

“Ven Espíritu Santo, toca los corazones, toca las consciencias; ven y danos Tu Sabiduría e Inteligencia para construir a Colombia de acuerdo al proyecto de Dios”, con esta oración el padre Javier Riveros nos insta a poner delante del Padre Eterno a nuestro país, pidiéndole al Espíritu Santo que lleve de Su mano a Colombia por el camino que agrada al Señor y sea así libre de sus enemigos. Como colombianos que agradan al Señor podemos “construir una realidad nueva, de igualdad, de prosperidad para todos”.

Reconozcamos nuestras faltas delante del Padre, Él es fiel, justo para perdonar nuestros errores. Cambiemos el curso de nuestra historia para que a partir del camino que agrada a Dios, “las generaciones presentes y futuras puedan construir el país que soñamos, el país que esperamos, la paz que queremos”.

¡Espíritu Santo, ayúdanos a obrar de manera que, con nuestro camino agrademos al Padre!