Septiembre 25 de 2019

Jesús está vivo. Aunque no lo podamos ver, sentimos su presencia de muchas maneras. Fue la temática que en esta ocasión se desarrolló en nuestra Asamblea Carismática, donde el Padre Javier Riveros nos invitó a renunciar a la terquedad, a fortalecer nuestra Fe y a dejar que el Señor haga su obra en nosotros a través de su manifestación espiritual.